viernes, 29 de julio de 2011

CONCURSOS TÓXICOS

Nuestra asociación no puede quedarse expectante ante estos brotes de rancio machismo, por lo que manifestamos en los medios nuestro más profundo rechazo con este comunicado, aunque quizás no sean suficientes las palabras.

La Asociación de Mujeres de Orihuela Clara Campoamor ha tenido conocimiento a través de los medios de comunicación del concurso de belleza intercontinental que próximamente se celebrará en nuestra ciudad para reclamo del turismo, según afirman.
Esta asociación lamenta una vez más que se programen este tipo de actos por entender que degradan a las mujeres, no por ser internacional reduce su desatino, al potenciar el estereotipo de mujer objeto. Lamentamos profundamente que desde la Asociación de Hostelería y Empresas Turísticas de la Vega Baja (Ahyet), así como desde la Cámara de comercio no hayan encontrado otra manera de revitalizar el turismo.
Esta asociación feminista, lleva mucho tiempo empleado en deconstruir modelos sexistas tóxicos para la consecución de una Igualdad real de mujeres y hombres, partiendo de una educación que no marque su mensaje en función del sexo que la recibe, o sea, coeducando, interviniendo activamente en que se respete a las mujeres y velando por la imagen que de ellas se proyecta.

Pues bien, no es de gran ayuda conocer noticias como la que le citamos, donde comprobamos que se vuelve a los modelos más rancios practicados en este país. Concursos de esta naturaleza sirven de refuerzo de una educación machista de lo más tradicional. No son inofensivos para las mujeres ni para la sociedad y hacen retroceder en el equilibrio igualitario que tanto cuesta conseguir.

No creemos que esta sea la línea por la que apuesta nuestro ayuntamiento ni creemos que el concejal de Igualdad respalde este tipo de eventos. Esperamos por tanto iniciativas tendentes a evitar o neutralizar el concurso anunciado.
También esperamos que junto a nuestra dignidad, la de Miguel Hernández no se vea vapuleada con actuaciones tan poco consecuentes.

Hechos de esta naturaleza desmoralizan al trabajo de muchos colectivos en favor de la igualdad.

No hay comentarios:

Archivo del blog